Del “yo no lo veo” al “tú puedes”.

Cambiamos de centro y todo cambió. Mismo niño, misma familia.. y, sin embargo, ¡Qué diferencia!. En su antiguo centro Dani era un niño “del montón”. Su maestra de infantil estaba convencida de que el niño escondía gran potencial. Para el profe de inglés y ciencias, el niño era “un crack”, su evaluación psicopedagógica mostraba un elevado CI y un percentil de 4 años por encima de su edad cronológica en las áreas logico-matemáticas, viso-espacial y razonamiento verbal.

Pero su tutora “no le veía”. María era una buena maestra. 25 años de experiencia, algúna formación sobre altas capacidades, y un trozo de pan. Para ella sus alumnos eran como sus hijos. Los cuida, los protegue, los quiere. Se preocupa de que ninguno se quede atrás. Repite y repite la lección y cada ejercicio hasta que el último de sus alumnos se maneje con soltura. Y nunca se olvida de preparar más fichas para que practiquen los fines de semana y las vacaciones.. para que no pierdan el ritmo y no se les olvide el procedimiento de las sumas y restas con llevadas. ¡Hasta prepara vídeos para que puedan repasar en casa lo que se ha explicado en clase!. Los niños la quieren mucho.

Ella no ve cualidades especiales en Dani. Las mates se le dan bien, si, pero el otro día le puso a hacer ejercicios de cálculo matemático compitiendo en velocidad contra el ordenador, y a Dani no le gustó nada. Ni siquiera sacó una buena puntuación. Otros niños le aventajaron, y esos otros niños, no eran niños de alta capacidad.

Dani tampoco es un niño que destaque por su expresividad verbal. Es verdad que su razonamiento es elevado, que aporta soluciones creativas (incluso demasiado, lo cierto que que a María le parecen inadecuadas pues muchas veces, no ve que tengan relación con lo que estan hablando), también usa palabras poco habituales para su edad…. pero le cuesta construir una frase y expresarse por escrito. ¿Por qué habría de pensar que es un niño de alta capacidad?.

Sus padres insisten. Se aferran a la evaluación. Su hermana mayor es de alta capacidad, querrán hacer “pleno”, “dos de dos”. Pero con Lucía no hay dudas, siempre levanta la mano, sabe la lección perfectamente, es fluída hablando y escribiendo, es muy trabajadora y hacendosa. Es como una pequeña “viejita”. A Lucía le gusta mucho leer, responder en clase, y siempre muestra saber cosas que aún no he explicado. Con Lucía, esta claro. Pero Dani es diferente. Dani, “no es”.

Dani juega al fútbol y le gusta mucho el patio. Eso ya es raro… ¿un niño de alta capacidad que se desvive por el fútbol, por jugar en el patio y que no prefiere leer a estar con sus amigos?… Además la orientadora tampoco lo tiene muy claro. Ha ordenado que le saquemos de clase una hora a la semana. Al menos le damos “enriquecimiento” y los padres se quedan tranquilos. Así también cumplimos la ley.. “por si acaso”. Es verdad que ya puede multiplicar y que aprendió a leer muy pronto, pero algunas veces se equivoca, “esta claro que no esta maduro”. Su madre dice que hace raíces cuadradas… Yo creo que le estan entrenando.. ¿Qué necesidad tiene de correr?.. .para mí, desde luego, lo importante es que el niño sea feliz y que disfrute de su infancia.. ¡ya tendrá tiempo de aprender todas esas cosas!.

No, Dani, no es.. además, no pasa nada… estoy segura de que Dani llegará lejos. Dani es de esos alumnos que “sabes” que se las apañarán. Es un negociador nato.. siempre consigue hacer lo que él quiere. Y tiene grandes habilidades sociales. Te enreda, nos enreda a todos, pero con mucha simpatía. Controla muy bien sus emociones y es un líder nato. Y tiene un sentido del humor, genial.. ¡Qué ingenioso es!. Es muy observador y detallista. Pero no, eso no tiene nada que ver con ser de altas capacidades. Si lo fuera, sería como su hermana, leería, escribiría y siempre levatantaría la mano para contestar. Ella si. Él no.

Los padres se lo han llevado del centro. Se empeñan. ¡Qué pena, le estan haciendo mucho daño al niño “obligándole” a ser, lo que no es!. Me dijeron que en casa pasaba las tardes enfadado, que habían observado un cambio de comportamiento, agresivo, quejica, llorón. Que se despertaba por las noches. Que no quería hacer los deberes, que era incapaz de escribir ni el título del libro que tenía que leer, que todo era una discusión. Me dijeron que Dani se jactaba en casa diciendo que lo que mejor sabía hacer era “hacerse el tonto”. Además a Dani le salió una erupción por toda la piel y un psicólogo (“hay mucho gabinete interesado, pobres padres”), les dijo que era debido a problemas de ansiedad por falta de estímulo en el colegio.

¿Será posible? Dani en clase muestra un buen comportamiento. Si se porta mal en casa.. bueno, ¡esta claro que el problema lo tiene en casa!. En fin. ¡Pobre Dani, con esos padres tan exigentes.!

Hace unos días me encontré a los padres. Y a Dani. Hablamos. Me han dicho que Dani ha sido el narrador de la obra de fin de curso.. ¡Y se lo aprendió de memoria, todo en inglés!. Que hace los deberes con ilusión e implicación. Que ya no tiene problemas en la piel y mucho menos de comportamiento. Que tiene interés por destacar. Que vuelve a ser el niño feliz, alegre, e ingenioso de siempre… ¡Y que hasta esta escribiendo un blog con cuentos que él mismo se inventa!…. Si ya se lo dije yo a los padres… que todo es cuestión de tiempo.. que ya cambiaría.

María es una profesora implicada, no cabe duda. Siempre quiso lo mejor para Dani. Pero María estaba -como muchos de nosotros- influida por muchos clichés sobre los niños de alta capacidad, sobre su identificación y sobre cuáles son sus necesidades educativas. Pensar que todos son iguales y que responden de igual forma a las mismas medidas es un pre-juicio común y el principal impedimento para plantear una respuesta adecuada.

María -como muchos de nosotros- piensa que no necesitan ayuda o estímulo y no acepta que la falta de ello les provoca baja auto-estima y ansiedad que se traduce en problemas psicosomáticos (dolor de cabeza o estómago, problemas en la piel o úlceras de varios tipos) y de comportamiento. Ella ve al grupo como un conjunto y por eso se afana en que todos vayan al mismo ritmo.

Dani es un niño de altas capacidades con estilo de aprendizaje viso-espacial. Sus fortalezas: visión estratégica, razonamiento lógico, orientación espacial, interpretación de datos y gráficas, resolución de problemas complejos, organización, sentido del humor, conexión ojo-mano, atención a los detalles, rápida asociación de ideas (tanto, que a muchos nos parece que sus conclusiones no tiene sentido… pero las tienen.. y mucha), no tienen cabida en la escuela, pues en primaria no hay materias donde pueda desarrollarlas ni ponerlas de manifiesto. Sus debilidades : todas aquellas que supongan el desarrollo de tareas auditivo-secuenciales, como la memorización de listas, spelling, cálculo o escritura, son expresamente las cualidades valoradas en la escuela.

Los niños viso-espaciales necesitan desarrollar estrategias que les permitan aumentar su capacidad de aprendizaje secuencial, y facilitar la conexión entre sus dos hemisferios, de forma que lo que ellos saben encuentre el camino para manifestarse. Sin la adecuada identificación no pueden recibir la ayuda (sencilla) que necesitan, para expresar todo su potencial y crecerán pensando que no valen para estudiar, desperdiciando su potencial. Cuando oímos casos de grandes innovadores (Steve Jobs, Bill Gates, Einstein, Edison) que no tuvieron un paso glorioso por las aulas, estamos hablando de este tipo de niños. Piénsa en ello la próxima vez que “no lo veas”, y dales la oportunidad que merecen.

Dani no cambió por una cuestión de “tiempo”, pues apenas unos meses habían marcado una gran diferencia. Dani cambió por que sus nuevos maestros trabajaban de otra forma. Con mucho material visual y gráfico, permitiendo que cada niño se exprese de la forma en que se siente más cómodo, dándole la oportunidad de enriquecerse en aquellas tareas que él mismo elegía, y no en las que le venían impuestas (se lo pasó genial desarrollando apps en la sala de informática), y sobre todo, trabajando su potencial al tiempo que interactúa con el resto de la clase. Al darse cuenta de su propio potencial, Dani aumentó su autoestima, y con ella, su rendimiento.

En este nuevo cole las preguntas de comprensión lectora no se responden leyendo el texto, sino reflexionando sobre él o imaginando nuevas situaciones. En este nuevo cole, los niños construyeron ellos mismos la historia de Roma antes de que la profe la explicarla formalmente, haciendo murales, construcciones, fotografías, videos, poemas, canciones o juegos que utilizaran elementos de la antigua Roma o explicaran su forma de vida, así cada uno se expresa de la forma en la que más destaca. Uno incluso hizo un baile para explicar la formación de los escuadrones. En este nuevo cole los que no necesitan repetir ejercicios, sencillamente, no los repiten, y aprovechan el tiempo aprendiendo estadística e interpretación de datos, o elaborando problemas para los más pequeños.

A Dani lo que no le gustan es que le señalen y le hagan trabajar aparte. Antes se sentía atrapado entre un potencial que no lograba mostrar y unas tareas de “enriquecimiento” que no le gustaban, y por las que “pagaba” un “alto coste social” al ser siempre separado de su grupo. Antes tenía miedo de mostrarle a su profesora que había aprendido cosas nuevas por sí sólo. Ahora la maestra motiva a todos sus alumnos para que construyan las lecciones a partir del conocimiento que cada uno puede aportar.

Autor : Anónimo. Los hechos son reales. Los nombres son fingidos. No busco culpables, busco sólo reflexión. Se puede cambiar mucho con muy poco.

Anuncios

11 comentarios sobre “Del “yo no lo veo” al “tú puedes”.

  1. Es como si yo hubiera escrito esa historia….dos hijos, misma historia, uno está claro que si pero el otro por mucho que su madre insista ,ni siquiera saca unas notas especialmente buenas; es listo pero no destaca para nada, no como su hermano… hasta cuando tendremos que esperar que los profesores además de buena intención tengan formación? ? Espero que la historia de mi hijo acabe como esta.

    Me gusta

    1. Es la historia de muchas famlias, pues es muy frecuente que el segundo hijo adopte el rol contrario al primero, y, puesto que estamos tan influidos por el estereotipo de niño estudioso excelente en todo, el resto de perfiles se rechazan sistemáticamente. No tenemos que esperar más. Tenemos que actuar. Tenemos que buscar otros centros y dejar constancia en inspección educativa de los motivos de nuestro cambio. Tenemos que dejar de ser “invisibles” a ser cifras, estadisticas y volúmen de quejas, reclamaciones y protestas, por vía escrita, y de forma INFORMADA y argumentada. Es nuestra responsabilidad permitir que no haya más “Danis”. También podemos seguir esperando que todo caíga del cielo, que las cosas cambien por si sólas como esperaba María, sin hacer nada. Pero esto sería como jugar a la loteria con la autoestima de nuestros hijos. Un abrazo Izaskun y no te quedes parada esperando que las cosas cambien por sí solas.

      Me gusta

  2. Cuántas veces debemos cambiar a nuestros hijos de colegio? Cuál es el tope? No puedo volver a cambiarles de cole hasta encontrar una profesora como la de Dani. Cuando haces todo lo posible, acudir a consejeria varias veces, luchar por los derechos de tu hijo (probablemente hijos, pues el segundo pinta parecido aunque con otras caracteristicas), cuando te informas y formas hasta la saciedad, cuando sufres por su vida emocional, cuando ves que no siente motivaciones o solo temporalmente, cuando te topas con la burocracia académica que esquiva tus peticiones recogidas en un informe, cuando te dicen que tienen preferencia los mas necesitados porque la orientadora solo va una vez por semana, cuando te dicen que creen que no necesita enriquecimiento que hay muchos niños parecidos a él….etc,etc,etc,etc,etc. Solo me queda ascender un escaño y meterme en política para cambiar el sistema…..pero no tengo ganas, la verdad.
    Me quedo sola con mi hijo, como cuando empecé. Ahora, por lo menos, puedo llegar a entenderle y dar explicación a algunas cosas. Pero sola con mis hijos.
    Del “yo no lo veo” al “tú puedes”…… “si yo quiero”, “si tienes suerte con el docente”, “si te escuchan”, “si….
    No es fácil, la lucha es infinita por tus hijos, nunca acaba. O al menos yo, no he tenido esta suerte en el terreno académico y creo que somos la mayoria de padres, si no es por un motivo es por otro. Me alegro por los que lo han conseguido. Siempre digo que todo depende del docente que encuentres, tengo esperanza de encontrarle alguna vez.

    Le gusta a 1 persona

    1. Sabemos que es díficil Marta. Sabemos que el “final feliz” no siempre se encuentra. Pero no hay respuesta a tu pregunta, sólo queda luchar y luchar, informarse y no obsesionarse. Fortalecer a tu hijo, mostrarle comprensión y apoyo y seguir buscando. Sólo podemos decirte que nosotras seguimos trabajando para difundir información y formación sobre las altas capacidades y sus necesidades, y que estamos viendo ya pequeños cambios de mentalidad. Mucho ánimo.

      Me gusta

  3. Si realmente tema muy álgido el que encuentres como Dani un colegio donde los profesores comprendan esten preparados para conducir en las clases los temas para que cada uno de opiniones diversas que no sea memorizar y dejar ampliar su visión espacial de ver las cosas .
    Por cierto mi hija pasará a instituto y estoy buscando uno en madrid para prox. año que tenga estas características que los profesores marquen diferencia que sus clases sean mas visuales y practicas que puedan ayudarla a desarrolar su potenciales y se sienta feliz dia a dia .
    Si alguien conoce que me pueda pasar la información quedaré agradecida.

    Me gusta

      1. Hola gracias por la sugerencia lo he hecho con varios colegios de la zona de alcobendas q es donde estudia ahora y solo me han indicado que podrian ver probar por que no tienen experiencia, hable y fui si a un colegio privado sek y senti que sabian del tema me senti comoda y contente dije porfin encontre alguno que sabe de lo que hablo. Es privado y muy caro no se como podria afrontar ese pago mensual, me da mucho coraje y pena. Encontre otro es la escuela Ideo , es diferente a todos los colegios ve importante el tema Creatividad, me ha parecido interesante, esta en las Tablas . ¿Sabeis algo mas de este colegio que relativamente es nuevo de hace tres años ?

        Le gusta a 1 persona

  4. Buenos días! Gracias por estar al ahí, que encanto.Si del colegio Base tambien me gusto lo que vi y leí, no llegué a ir lástima los precios son altos. Del Brains tendreis alguna opinion?

    Le gusta a 1 persona

    1. No es muy correcto que hablemos de colegios aqui tan abiertamente, porque se puede malinterpretar. Tienes que valorar el proyecto educativo del centro, que sea innovador y coherente con las necesidades de tu hijo, que ofrezca una metodología participativa, activa, basadan en el razonamiento, en el hacer y que no ponga topes. No busques un colegio “que atiende” si este “atiende” significa que le hace un itinerario como marca la norma actual, es decir, cuando acaba lo de todos le ponen más, o le sacan una vez por semana a una mal llamada “aula de enriquecimiento”. No necesitan estar sometidos a un curriculum aburrido, y cuando logran superarlo entonces hacer “más”, sino una metodología de aprendizaje capaz de responder a sus necesidades de un aprendizaje signficativo, en profundidad, investigador, y donde se trabaje el razonamiento y se aliente el pensamiento critico y creativo.

      Me gusta

Los comentarios están cerrados.